Microinyección espermatica (ICSI)

El proceso de la Microinyección Introcitoplasmática o ICSI es muy similar al de la Fecundación in Vitro convencional. La única diferencia radica en que en el ICSI la inseminación de los óvulos se hace mediante la introducción, de manera artificial y con un micromanipulador, de un espermatozoide en cada uno de los óvulos maduros obtenidos.
Así los pasos a seguir en la Microinyección Espermática son:

Control y estimulación ovárica:
La primera fase consiste en una hiperestimulación controlada de los ovarios para tratar de obtener un mayor número de ovocitos que en una ovulación normal.

Fecundación in vitro:
Dentro de esta fase central se engloba la extracción de los ovocitos, la preparación del semen y la microinyección propiamente dicha.

Transferencia de embriones:
En esta fase, los preembriones fecundados son transferidos al útero materno.

Criopreservación:
Después de transferir los embriones al útero, los preembriones no transferidos que tengan buena calidad se congelan en nitrógeno líquido para futuros embarazos

¿Quieres más información?


banner